ABRAHAM

“Y CREYÓ A JEHOVÁ Y LE FUE CONTANDO POR JUSTICIA.”

GÉNESIS 15:6

Jehová llamó a Abraham y le ordenó salir de su tierra e ir hacia el lugar que habría de recibir por herencia. Su fe y obediencia lo convirtieron en Padre de Multitudes, haciéndolo un ¡HÉROE DE VERDAD!

Abraham, su nombre en arameo significa “Padre de Multitudes”. Se conoce como fundador de la religión hebrea, dirigido por Dios. Hijo de Taré, nació en Ur de los caldeos, Mesopotamia (hoy el Irak). Abraham se casó con Saraí su medio hermana (Génesis 11:29-31). Dios se le apareció y le ordenó que dejara su pueblo natal y se fuera a un lugar que Él le mostraría. Una vez en Canaán, Dios le prometió que sería el fundador de una gran nación (Génesis 12:1-2). Abraham tomó a su esposa, su sobrino Lot y un grupo de siervos y emprendió la marcha por fe. Dios se le apareció nuevamente y le prometió que su pueblo heredaría toda aquella tierra. Abraham se fue a Egipto durante un tiempo de hambre y regresó a Canaán muy rico. Impaciente en cuanto al cumplimiento de la promesa de Dios, Abraham tuvo un hijo, Ismael, engendrado en su sierva Agar. Cuando Abraham y Sara eran ya muy ancianos, Dios cumplió su promesa de darles un hijo. Le dio a Isaac, su único hijo. La gran prueba de Abraham fue la orden de entregar a Isaac como sacrificio a Dios. Como fue fiel, Dios proveyó un sacrificio en sustitución de Isaac. Abraham murió a la edad de 175 años. Se le conoce como uno de los héroes de la fe (Hebreos 11:8-13).

CUALIDADES: Justo, Temeroso de Dios, Fiel, Hombre de Fe